Desde finales de 2014, año en que creo el marco de trabajo EDV©, y fruto del trabajo con decenas de proyectos, algunas startups y otras empresas ya consolidadas, el propio marco ha ido evolucionando. Empujado por la necesidad de adaptarlo a la práctica, desde la práctica. Y alimentado por la lectura 😉

Ya ha llovido bastante desde entonces. Entre otras cosas, se puede ver en el cutre gráfico que tienes a continuación.

Colocando orden y poco más. Obsesión por las herramientas

Pronto (un año más tarde) hice, una versión algo más nutrida de información. Intentaba colocar herramientas, un poco obsesionado con ellas (no lo hagáis nunca). A medida que leía, que comprendía, que las usaba, quería colocarlas en algún lugar de ese mapa mental, de esa hoja de ruta. Era mi reto. Darle coherencia al universo de herramientas, pseudo metodologías y teorías varias. Continuaba el viaje, re aprendía, y re colocaba elementos.EDV©

De herramientas al flujo de un modelo de negocio

En 2017 la creación y diseño de Bevator hizo que cambiara los pantones, que hasta ahora se conservan. Pero el cambio más radical fue alterar algunos elementos, entre los tres grandes bloques, dándole más sentido, más flujo y coherencia entre esos tres momentos: ENTENDER, DEFINIR, VALIDAR.

  1. Entender la Oportunidad trataba de explorar ahí afuera en búsqueda de retos, de problemas a resolver (INSIGHTS), de comprender qué esta pasando (ENTORNO);
  2. Definir la Idea iba de trabajar la propuesta de valor, la solución y la experiencia de cliente o los puntos de contacto de nuestra solución con el mercado;
  3. Validar el Modelo dejo de tener sentido como la fase de “validación” en exclusiva. En realidad, VALIDAR, validamos en cada uno de los tres momentos. En ENTENDER validamos la información mediante las fuentes a las que acudimos y con entrevistas personales; en DEFINIR es donde comenzamos con la verdadera EXPERIMENTACIÓN, a saber, con la definición de hipótesis de VALOR, las de cliente y de solución, el diseño de experimentos y la recolección de datos; mientras que en VALIDAR trabajamos con las hipótesis de CRECIMIENTO: posicionamiento (hipótesis de canales), modelo operativo (procesos, sistemas, habilidades y competencias) y rentabilidad (hipótesis de modelo de ingresos). Y, por supuesto, no dejaremos de EXPERIMENTAR para validar esas hipótesis.

Ese fue el gran cambio, pasar de tres momentos poco conectados entre sí, a darle continuidad a cada uno de ellos, a conectarlos.

EDV©

El Camino para Innovar: un loop poco agraciado

Llegó entonces la publicación del libro El Camino para Innovar y el diseño de un loop con el que prentedí darle flujo entre las tres fases. Gráfica que nunca acabó de convencerme. En realidad, el cambio fue (o intentó serlo) más gráfico que otra cosa. Intentando que se reflejara bien el flujo entre las tres fases y que se observara que la realidad es bien compleja, nada lineal entre esos tres momentos.EDV©

Penúltima versión. Más propósito y visión holística

Y, por ahora, mi última versión que quería explicaros. En 2018 comienzo a darle más importancia y visibilidad a otros elementos, para mí de los más importantes, como el ENCAJE PERSONAL, el PARA QUÉ. Tiene que ver con el propósito, con la misión, la verdadera motivación, la finalidad que te mueve a pelear por un objetivo concreto. En muchos de los proyectos que asesoro no estar alineados en ese propósito es sinónimo de fracaso. Sin ser un experto en esa materia, sí tengo el suficiente sentido común y la experiencia de años, como para poder cuestionar y averiguar si una compañía o un proyecto, las personas que están detrás de él, están alineados en torno a un propósito claro, transparente y bien comunicado.

EDV©

En este ENCAJE PERSONAL no sólo es importante ese alineamiento, sino entender bien las habilidades y competencias de cada uno, del grupo, y ser conscientes de lo necesario para poder afrontar los cambios y oportunidades.

El otro elemento que no había trabajado lo suficiente y que empezó, a medida que trabajaba con compañías más consolidadas, era la SOSTENIBILIDAD. Entendida como la cualidad necesaria para poder sobrevivir con nuestro propósito en el mercado. Y ello pasa por establecer modelos de colaboración con todos y cada uno de los potenciales stakeholders. Y no solo establecer, sino alimentar y trabajar cada día: establecer alianzas, modelos de innovación abierta, etc. El esquema de trabajo que me gusta emplear en este punto es darle a toda decisión estratégica un triple enfoque: CLIENTE, COMPAÑÍA Y ECOSISTEMA. Y alinearlos en el tiempo con Acción, Adaptación y Anticipación de Rafael Martínez Alonso en El manual del estratega. Puedes ver un análisis más completo aquí.

EDV©Como habrás observado, planteo un total de 6 interrogantes en un orden que considero lógico y coherente para pasar de una idea a un modelo de negocio rentable y escalable:

  1. PARA QUÉ, donde nos tenemos que plantear el propósito del proyecto en cuestión y de si tenemos las habilidades y competencias necesarias para llevarlo a cabo. Esto es trasladable, incluso más complejo y necesario a un equipo de trabajo, a una compañía.
  2. POR QUÉ, donde nos planteamos si para nuestra idea es un buen momento ahora. Está alineada con algún cambio o tendencia actual.
  3. A QUIÉN, donde definimos el problema y segmentamos a nuestros potenciales clientes.
  4. QUÉ, donde diseñamos el valor para el problema descubierto y donde definimos la primera versión de nuestra solución.
  5. CÓMO, donde nos planteamos cómo llegar a nuestros potenciales clientes (canales) y nos preparamos con un modelo operativo para atender la demanda y llevar la propuesta de valor a nuestros clientes.
  6. CUÁNTO, donde nos preguntamos si todo esto es rentable, donde ajustamos el modelo de ingresos y analizamos las principales métricas del modelo de negocio.

En la intersección de cada interrogante considero que existe un encaje que hay que descubrir y validar. Un punto donde hay que cuestionarse si seguir hacia delante o retroceder y cambiar de estrategia.

  1. OPORTUNIDAD, tiene que ver con la Estrategia, con el encontrar si tienes una justificación del “por qué ahora”. Y esa justificación la encontraremos en el entorno, en los cambios que tienen lugar o que están por venir.
  2. DESEABILIDAD, tiene que ver con el Problema, con descubrir y validar si esa oportunidad se concreta en un grupo de personas reales, con problemas reales, conscientes de ello, accesibles y con un tamaño interesante. Y de si ese Problema puede resolverse con una Solución realizada por nosotros que aporte Valor, que se diferencie de las que existan y que cuente con alguna ventaja competitiva.
  3. FACTIBILIDAD, tiene que ver con si podremos, con los medios y recursos de que disponemos, diseñar y producir una solución que sea útil, que aporte valor y que podamos hacer llegar a nuestro público objetivo, es decir todo lo que concierne al Posicionamiento (estrategia de marketing y ventas). Además, tiene que ver con el Modelo Operativo, con lo que necesitas para atender a la demanda que puedas generar (procesos y sistemas).
  4. RENTABILIDAD, tiene que ver con si nuestro Modelo de Ingresos, considerando todo lo anterior, nos permitirá obtener rentabilidad económica y financiera.
  5. SOSTENIBILIDAD, tiene que ver con el Ecosistema, es decir, en descubrir si tenemos el conocimiento y la red suficiente para construir valor junto con otros. De apoyarnos en nuestros potenciales alianzas para ser competitivos más tiempo, para diseñar ventajas competitivas más sostenibles.

Y, por último, propongo un set de herramientas (pueden ser esas u otras con las que trabajéis, es lo de menos) con las que trabajar el “descubrir y validar” que comentaba antes.

EDV©Y esto es todo amigos!! Esta es mi última versión, con la que estoy más cómodo trabajando porque recoge lo que considero relevante para ayudar en la toma de decisiones si estás lanzando un producto al mercado o redefiniendo el modelo de una compañía. Cualquier sugerencia o duda será bien atendida en los comentarios.